Joe Burgerchallenge, Campeón De La Primera Burger Challenge De Mediterránea De Hamburguesas

Joe Burgerchallenge, Campeón De La Primera Burger Challenge De Mediterránea De Hamburguesas

Burger adictos, con la que se nos viene encima próximamente y con intención de animaros y ‘picaros’ a que participéis en la segunda edición del #RetoMediterranea #BurgerChallenge, hemos querido entrevistar al ganador de la edición pasada. 35 años, 71kg y mucho recorrido a sus espaldas, Joe Burgerchallenge no solo ha querido darse a conocer, sino que participará en el siguiente concurso y te reta a que  intentes superarle. ¿Podrás?

Te esperamos el próximo 7 de febrero en Mediterránea de Hamburguesas, en el local de C/ San Fernando 22. Apúntate aquí.

 1- Lo primero de todo, para quien no te conozca, dinos quién es Joe Burgerchallenge y de donde sale el apodo.

Joe soy yo. Un fanático de la cultura de los Estados Unidos en general, y una persona capaz de comer hasta que se acabe. Tengo una familia, dos hijos, un trabajo estable y soy adicto al gimnasio y a comer. Mi comida favorita es la hamburguesa, que ni de lejos es lo único que comen los americanos como piensan muchos. Un día decidí aprovechar mi don de tragón, y lo bien que me lo paso delante de una cámara para grabar mis peripecias comiendo para divertirme y compartirlo. Necesitaba un apodo que tuviera alguna relación con todo eso, y “Jorge González” no me parece nada llamativo. Resumen rápido: Joe es como me llaman mis amigos desde muy pequeño. Esto viene de mi afición a los videojuegos: cuando batías un record y lo grababas, sólo dejaban poner tres letras, así que yo quitaba la R y la G. Y después, mi segundo apellido es BUCH, casualmente, el acrónimo de Burger Challenge, así que decidí completarlo. En Instagram soy Joebuch, en Twitter Joebuchallenge y en Youtube Joe Burgerchallenge.

joe2

2- Y cuál es el origen de esta pasión carnívora. ¿Cuándo te das cuenta de que tienes un estómago sin fondo?

Es de nacimiento. En mi casa nunca sobraba la comida, cuando me terminaba mi plato, empezaba con lo que le quedara a mis hermanas. En la nevera nunca había sobras. Mi madre me entrenó con tremendas raciones de la mejor paella del mundo, que por cierto es la que hace ella.
Cuando fui por primera vez a trabajar a Wisconsin, USA, hace más de 10 años, mi amiga Dotty se dio cuenta de que lo que yo era capaz de comer no era normal y me recomendó ir a hacer retos de comida (Algo muy típico en Wisconsin). Sus macarrones con queso tampoco son normales. Engordé 7 kilos en un mes.

3- Sabemos que has hecho retos similares a estos por todo el mundo, ¿en cuántos has participado y en qué porcentaje de ellos has triunfado?

No llevo la cuenta, la verdad. Recuerdo muchos. Y el triunfo es relativo, porque muchas veces, la coletilla “SI TE LO ACABAS ES GRATIS” es una trampa y una estrategia de marketing. Muchos retos son imposibles y los retadores lo saben y por eso lo ponen. Eso no les honra. Por ejemplo en Boston comí una hamburguesa con patatas, que si te la acabas le ponen tu nombre. La hamburguesa entra, pero la bandeja de patatas es tan extremadamente grande que ni me planteé intentarlo. Nadie lo ha hecho. Pero he superado muchos que eran “casi” imposibles.

Captura

4- ¿Y cuál ha sido el más difícil para ti?

Sin duda alguna, una espinita que llevo clavada… el desayuno de Johnny V’s en Milwaukee: 10 huevos, medio kilo de patatas, dos tostadas gigantes, salchichas, bacon, jamón… y ocho pancakes (tortitas) del tamaño de mi cabeza. Lo he intentado dos veces con distintas estrategias y siempre quedé a tres tortitas de la gloria. Esa cantidad inmensa e inhumana de harina siempre se me ha resistido.

5- Tú eres el último ganador del Burger Challenge de Mediterránea de Hamburguesas y vienes a defender tu corona. ¿Cómo se prepara uno para estos desafíos?

Haciendo mucho deporte, quemando calorías para que tu cuerpo demande energía. Comiendo bien y cuidando mi alimentación para que cuando llegue el momento mi cuerpo necesite ingerir y disfrutar de ese pedazo de hamburguesa. Bueno, la verdad es que eso es mi forma de vida… no es una preparación específica.

6- ¿Hay algún consejo, técnica secreta o forma de afrontar el reto para facilitar el éxito que nos puedas revelar?

La hay y tengo una en mente para ese día. He dado algunos consejos en mis videos en Youtube… el secreto está, como en cualquier deporte extremo o en el que lleves tu cuerpo al límite, en engañar a tu cerebro. El estómago envía señales al cerebro de que está lleno para que pares (Yo esa conexión la tengo estropeada), pero la clave está en controlar los impulsos neuronales y seguir tragando.

Hay muchos factores que también dependen de cada uno, pero hay técnicas, por supuesto, como en cualquier deporte.

joe3

7- En ese sentido, este tipo de retos viene muchas veces fomentado por la pequeña pantalla. ¿Qué opinas de programas de televisión como Crónicas Carnívoras?

Lo adoro, y admiro a Adam Richman. Cuando voy a Estados Unidos busco los sitios donde él ha estado para repetir sus retos. Y la gente se sorprende muchísimo de que lo conozcamos en España. Me gusta porque convierte la comida en algo divertido. A mí me encantaría hacer la versión española, haciendo retos por todo el país, aunque yo la haría incluso más divertida y gamberra. A ver si hay algún productor interesado…

8- Además de hamburguesas, te hemos visto comer 36 uvas por nochevieja… ¿Con qué otros platos has hecho retos así?

Pues el desayuno que ya os he contado, carne, una paella entera… o pizza. Lo que no me gusta es el dulce, nunca como postre, prefiero otra hamburguesa de postre.

9- ¿Y qué proyectos tienes para el futuro?

Quiero seguir buscando retos. Lo divertido es que no los pienso yo, si no que los restauradores proponen su reto. Tengo muchos pendientes en Valencia, en Elche, en Zaragoza, en Cuenca, en Madrid… seguiré haciendo mis videos de unos diez minutos, haciendo retos como un auténtico “gilipollas”. Y después, como me gusta mucho viajar, quiero ampliar mi sección de hamburguesas por el mundo. Ya tengo algunas fichadas por ahí para este año, para ir en busca de la mejor hamburguesa.

10- Por último, ¿qué mensaje lanzarías a todos los que aspiran a quitarte el reinado en Mediterránea de Hamburguesas?

Sinceramente, la última vez fue muy fácil ganar. Yo tengo la obligación de devorar esa hamburguesa y quiero que los rivales estén a mi altura, que coman tanto como yo. Sería muy divertido que los diez dejen el plato limpio y no se retiren. Mi verdadero rival es la hamburguesa y pienso acabar con ella. Me encantaría ver a los demás acabársela, y si alguien lo hace más rápido que yo tendré que felicitarlo y llevármelo a otros retos. Pero, aunque salgan a por mí con la intención de ganarme, pronto se darán cuenta de que el enemigo está en la mesa… y pesa dos kilos y medio.

burger2,5

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.