Últimas aperturas en Valencia

Últimas aperturas en Valencia

Dentro del ámbito cultural y gastronómico, Valencia está más viva que nunca. Proyectos novedosos, restaurantes rompedores y propuestas únicas han convertido a la capital de la Comunidad Valenciana en un enclave digno de los paladares más exigentes.

Te desvelamos cuáles son los “place to eat” nuevos de la ciudad. Valencia vive una explosión de talento y excitación gastronómica a todos los niveles.

¿Qué hay de nuevo?

Vaqueta Gastro Mercat

La pilota valenciana sigue presente en el segundo proyecto del Grupo Grastrotrinquet. Si disfrutaste de la cocina de Pablo Margós en Pelayo Gastro Trinquet, la nueva apertura te va a dejar con la boca abierta. En el nuevo restaurante, el producto de la huerta convive con el sushi, la botiga se alterna con la coctelería y lo local sirve de base para experimentar con las tendencias. Va más allá de la tradición.

Está situado en la Calle San Fernando, zona del Mercado Central y cuenta con 450 m2, tres plantas y cuatro cocinas. La carta de Vaqueta está basada en el producto fresco, de temporada y de proximidad, por lo que predomina sobre todo la cocina mediterránea. Carnes y pescados, mucha brasa, arroces de todo tipo. Ciertas recetas importadas del Trinquet, porque el público así lo reclama, como las bravas o la titaina. Pero un repertorio totalmente renovado.

Del interiorismo se ha encargado Janfri&Ranchal Studio, empresa que de inmediato remite a Marina Beach Club, y el resultado es elegante y sofisticado.

¿Te lo vas a perder?

Taco Chef

La cultura mexicana tiene una esencia que la diferencia de otras muchas culturas. En ella destacan sus tradiciones, sus costumbres, su música con las rancheras y los mariachis, sus olores, colores y cómo no su gastronomía.

Sin duda, uno de los patrimonios gastronómicos de México son sus tacos y por eso ha llegado a la ciudad Taco Chef, un restaurante especialistas en tacos (como su nombre indica) con múltiples variedades como cochinita pibil, pastor o tinga de pollo, entre otros. En realidad es una taquería fusión que nos trae lo mejor de México con toques realmente exóticos.

Puedes acercarte a probarlo a Calle Músico Magenti ,11. Os contamos un secreto: este local ya existía pero ha renovado totalmente su carta y su aspecto. ¿Te vas a perder todo lo nuevo?

taco-chef

Partiggiano

Las modas gastronómicas van y vienen pero hay una que persiste en el tiempo, que nunca se da por vencida y de la que jamás nos cansamos: la cocina mediterránea.

Partiggiano ha llegado a Valencia para ofrecerte un sitio en el que puedas comer realmente bien. Un sitio en el que encuentras comida saludable sin perder ese punto divertido que todos buscamos cuando salimos a comer fuera. Todos los ingredientes son saludables y la mayoría de ellos ecológicos.

Puedes encontrar, en su carta, pizzas de masa madre, pasta fresca, hummus, smoothies…

Acaba de abrir sus puertas… ¡Visítalos en Kinépolis!

partiggiano

Balbeec

Steve Anderson ha abierto su nuevo proyecto, un local en Gran Vía Marqués del Túria, 63, en el que hace palpitar al Líbano en pleno corazón de Valencia. Baalbec ofrece servicio de desayunos y meriendas, comidas y cenas, para todos los comensales. El menú está compuesto por platos “de la otra orilla”, de ese Mediterráneo que a veces olvidamos.

El recetario es libanés, egipcio, israelí y turco pero con producto de temporada y de proximidad. Además, Baalbec hornea sus propios panes y cocina sus platos, muchos de ellos a la brasa, a la vista del cliente.

Dieta mediterránea y sabores nuevos. ¿Qué puede fallar?

balbeec

Oganyo

El líder de esta cocina es Karlos Moreno que ha traído a Valencia una cocina muy actual con más tradición y raíces de las que aparentaría la ambientación. Se ha abierto, Oganyo, un local con el afán de hacer una cocina de autor en un ambiente informal. Ogaño es presente, vanguardia y modernidad pero en su significado también se esconde su opuesto. Hay pasado, raíces y origen en los platos de Karlos Moreno.

Su carta es dinámica y cambia de un día para otro ya que se cocina según lo que ofrece el mercado y la temporada. Para los más golosos hay, además, una carta exclusivamente para postres. Se puede cenar en una de las mesas grandes de la entrada o cobijarse en la intimidad de las del fondo. Ir a la barra a picar algo, beberse un margarita acompañado por unos erizos rellenos txangurro antes de ir al cine o disfrutar de un menú de seis platos por 35 euros.

oganyo